You should know...

Mi foto
Llevo 20 otoños sobreviviendo al mundo y viviendo en el medio de la nada, mientras plasmo el mundo en palabras desde mi punto de vista.

jueves, 27 de agosto de 2015

Necesariamente harto.

Me haces ir, me haces volver, me haces perder y, luego, me orientas. Realmente ya no sé qué quieres, o qué no quieres, lo que esperas o lo que no esperas, ya no sé nada de lo que creía saber. Desconozco si soy fuerte, o si ya estoy dejándome dominar por la debilidad, tampoco sé si quiero averiguar la respuesta de eso. Es como si viviera en una cárcel, no, en una burbuja de la que no puedo salir, en la cual tengo mi espacio limitado. Lo necesito, necesito más que ese espacio, necesito el aire, necesito las palabras, necesito la melodía. Y no sé si es que es complejo, pero no te das cuenta, no lo percibes, no percibes que me privas de eso, aunque no quiero toda la libertad, eso no lo necesito. Comienzo a ahogarme y no sé si me da el tiempo para aprender a nadar, a veces, ésto cuesta mucho. No es tan difícil. No es tan fácil. No quiero ir en picada otra vez, no quiero golpearme contra el espejo, viendo mi antigua persona riendo porque estaba en un buen momento; no quiero caer al suelo y permanecer atado al mismo. No quiero tener que hablar de mi pasado como eso, quiero hablar del mismo como mi presente y como lo mismo que mi futuro. Quiero establecerme, al menos por un tiempo, en un mismo sentimiento, en una misma emoción, sin que existan terremotos que la amenacen. Estoy harto de los terremotos, de los huracanes, de los tsunamis. Necesito la serenidad por un instante, por tan sólo un momento. De todas formas, supongo que nuevamente cederé y me acoplaré a eso que llamamos rutina, sólo así aumentará la probabilidad de poseer eso. Es cuestión de tiempo, o eso dicen por ahí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario